Lluvia

Conducir con lluvia: Consejos para no verte envuelto en un accidente

En este segundo artículo sobre como conducir en condiciones meteorológicas adversas, vamos a hablar sobre la dificultad de conducir bajo la lluvia.
¿Cuáles son los peligros de conducir en esta situación?

  1. Se reduce la visibilidad
  2. Se reduce la adherencia de los neumáticos
  3. Se pueden producir regueros o desbordamientos sobre el asfalto que puede producir el peligroso fenómeno del aquaplaning.

Vamos a dar una serie de consejos, para saber cómo reaccionar ante estas situaciones:

Como mejorar la visibilidad

El consejo en este apartado es claro: Ver y ser visto.

Como “ser visto” es obvio. Circula siempre con las luces encendidas, aunque sea de día y creas que la gente te pueda ver sin ellas. Enciende los faros anti nieblas solo si la lluvia es torrencial.

Los consejos para “ver” son igual de obvios.

Mantén las escobillas en buen estado, son las que limpian el parabrisas del agua de la lluvia.

Mantén el parabrisas limpio, siempre puede tener grasa o excrementos de pájaro, que las escobillas pueden esparcir y hacer que no se vea por el cristal.

Evita que el parabrisas se empañe, limpia por dentro el parabrisas del coche, no solo por fuera.

Como conducir más seguro en lluvia

El consejo más importante en este apartado es: Mantén los neumáticos en perfecto estado. Esto siempre es importante, pero en caso de lluvia más.

Aparte de los neumáticos, revisa los amortiguadores, son un elemento importante en la conducción y nunca son lo suficientemente valorados.

Reduce la velocidad y aumenta la distancia de seguridad. A la hora de frenar necesitarás más distancia que con el asfalto seco.

Las primeras lluvias siempre son más peligrosas, sobre todo si lleva mucho tiempo sin llover. La carretera puede tener restos de residuos, como aceite o grasa. También polvo y contaminación en el caso de las grandes ciudades. Con todo esto se puede formar una película deslizante muy peligrosa, en el caso de que la lluvia sea ligera.

Como mantener el control en caso de aquaplaning

Sujeta firmemente el volante, evita acelerar y frenar y si todo falla, prepárate para el impacto. Para ello pega bien la cabeza al reposacabezas del coche y no cierres los ojos, por que puedes recuperar el control de vehículo en cualquier momento.

 

Fuentes : https://www.autocasion.com/actualidad/reportajes/como-conducir-con-lluvia