Como conducir con nieve y hacerlo con seguridad

 

Tercer artículo de la serie como conducir con malas condiciones meteorológicas, en esta ocasión hablaremos de la nieve.
A pesar de que en España no suele nevar con frecuencia, todos los años nos visita este tipo de precipitación y aunque suele durar poco tiempo, la conducción sobre ella supone un peligro.
Lo primero que debemos saber es que cuando nieva las condiciones del asfalto cambian muy rápidamente. No es como con la lluvia, con la nieve es posible que no puedas continuar tu trayecto.
Por eso la primera regla es, si no llevas cadenas o ruedas de contacto en tu vehículo, piensa si es necesario realmente continuar con el viaje. Lo que deberías de hacer es buscar un área de servicio y parar en ella.
Otro consejo, no usar el carril izquierdo de la autovía. La razón es bastante obvia, si tiene que pasar la máquina quitanieves y hay coches en los dos carriles, no va a poder pasar para hacer su trabajo.

Prepara el viaje:

Llena el depósito de combustible antes de salir de viaje y justo antes de la zona en la que puede nevar. Puede que te veas atrapado en la carretera. Es importante encender el coche de vez en cuando para poner la calefacción del mismo y entrar en calor. Haz acopio de algún tipo de bebida (no alcohólica) y chocolate. También es importante llevar una manta.
Nota: ¡Ojo! A la calefacción, al estar parados y poner la calefacción los gases tienden a subir y entrar en el habitáculo, hay que tener el coche aireado lo más posible, abre un poco las dos ventanillas traseras para tener el aire lo más limpio posible.

¿Cadenas de tela o cadena “de toda la vida”?

Las cadenas de tela son más fáciles de poner y no ocupan mucho espacio en el maletero, pero si la nieve está muy pisada o congelada es mejor usar las cadenas metálicas.
Ténsalas bien y quítalas en cuanto no haya nieve en la carretera, las puedes romper con extrema facilidad. Siempre hay que ponerlas en las ruedas motrices.
Las cadenas metálicas son excelentes, pero solo si están bien montadas cosa bastante complicada. Baja la presión a 1 bar y móntalas, luego sube la presión 0,5 bar por encima de lo que indica la rueda, quedaran bien ajustada.

Paciencia y atención

Dos cosas que debemos saber al conducir con nieve:
1.- Hacer las maniobras con extrema suavidad, frenar, acelerar, girar, etc.
2.- Distancia de seguridad, cuanto más lejos este el coche anterior más seguros estaremos los dos.
Debemos ser pacientes y conducir a una velocidad en la que nos sentamos seguro y no aumentarla.
Por lo general es conveniente seguir la rodadura de los otros vehículos, porque habrá menos nieve y será más fácil estar en contacto con el asfalto. Esto no siempre es así puesto que si hace mucho frío y la nieve esta apelmazada puede que se convierta en hielo y es mejor ir por fuera de ella.

Fuente : https://www.autocasion.com/actualidad/noticias/como-conducir-con-nieve-mas-trucos